15 de octubre de 2018

Miembros de la SEICAP participan en importantes investigaciones sobre alergias alimenticias

Noticia

La SEICAP participa en dos investigaciones de relevancia sobre alergias alimentarias.

El Grupo de Trabajo de Alimentos de la Sociedad Española de Inmunología Clínica, Alergología y Asma Pediátrica (SEICAP), han participado en dos estudios científicos sobre alergias alimentarias. Por un lado, han elaborado una investigación propia en la que se aborda la eficacia de la inmunoterapia oral (OIT) en niños con alergia al huevo. Por otra parte, también han colaborado en el estudio CIBAL, un análisis que explora la opinión profesional de expertos de Portugal y España sobre su grado de consenso en cuestiones referentes a la alergia a las proteínas de la leche de vaca (APLV).

El estudio realizado por los miembros de la SEICAP, publicado en la revista Allergologia et Inmunopathologia, ha analizado como influye el tratamiento de la inmunoterapia oral el niños de entre 5 y 9 años con alergia al huevo. Es una de las más comunes en la edad infantil, y a medida que crecen, la probabilidad de superación disminuye.

 De los menores que participaron, el 93% también presentó otras alergias alimentarias o asma. La Ige específica del grupo era de 38,5 Ku/I, un índice elevado de predisposición alergénica según los valores establecidos, que se reduce al 2,045 tras la inmunoterapia oral en los pacientes que toleran la clara de huevo cocida. Los resultados de las pruebas alimenticias realizadas mostraron que las dosis promedio que causan síntomas son de 1,26 g para la clara cocida, y 0’55 g en la cruda, lo que demuestra que el tratamiento con inmunoterapia oral es una opción óptima en los pacientes que tengan una alergia persistente al huevo.

Consenso entre la SEICAP y la SPAP sobre la APLV

La SEICAP y su homóloga lusa, la SPAP, han participado en el estudio CIBAL para comprobar cuáles son los puntos que generan más consenso entre profesionales relacionados con la alergia a las proteínas de la leche de vaca (APLV).

Para la investigación se elaboró una encuesta de 57 artículos dividida en cuatro bloques: prevención, diagnóstico, tratamiento y progresión. El formulario contemplaba diversas afirmaciones, algunas ya contempladas en las pautas de APLV y otras más controvertidas ya que no gozan, hasta el momento, de base científica suficiente. El objetivo del estudio era comprobar el grado de consenso o discrepancia de los aspectos clave de la APLV. Los bloques de tratamiento y diagnóstico fueron los que más consenso generaron entre los profesionales donde la mayoría rechazan el uso de dietas basadas exclusivamente en la detección de Ige en la leche y diferencian entre sensibilización y alergia clínica.

Pero una cuestión que generó cierta discrepancia fue el tema de la Inmunoterapia Oral (OIT). En el formulario se sugiere su utilización tan solo en proyectos de investigación y no en la práctica habitual con los requisitos de alergia grave y pacientes de entre 4 y 5 años de edad, el 64,1% de los expertos españoles se mostró en desacuerdo mientras que de los portugueses solo estaba un 34% en contra. Esta forma de ‘curar’ las alergias alimentarias es una cuestión que genera mucha incertidumbre dentro de la comunidad científica y en la cual España es un país pionero. De hecho, la SEICAP presentó el pasado año la primera guía mundial sobre OIT con alimentos.

Para los ideólogos del estudio CIBAL, conocer las discrepancias de los profesionales aporta datos útiles y de calidad que abren la puerta a nuevas investigaciones que permitan sacar conclusiones rigurosas sobre los puntos en desacuerdo.

La SEICAP siempre se mantiene activa y sus miembros participan tanto en estudios, congresos, talleres y demás eventos para mejorar y ampliar el conocimiento, tanto de profesionales como de pacientes, sobre las alergias.